Ecolocal

¿Eres de los que apuesta por un turismo sostenible?

Turismo sostenible 🕔Junio 26, 2017 Sin comentarios

Viajar tratando de aminorar el impacto medio ambiental y buscando favorecer el desarrollo sostenible de la zona que se visite, son los objetivos principales de un turismo responsable. Este modo de conocer mundo engloba además, diversos subtítulos, cada uno de los cuales pone el énfasis en diferentes focos. Un ejemplo de ello son los viajes solidarios, las expediciones para el cuidado de alguna especie en extinción o las inmersiones en otras culturas que se apoyan en el turismo como una manera más de lograr un crecimiento económico sostenible. ¿Te apetece conocer alguna de ellas? Aquí recogemos una pequeña muestra de este movimiento que va creciendo poco a poco.

La Organización Mundial del Turismo define el turismo sostenible como aquel que “tiene plenamente en cuenta las repercusiones actuales y futuras, económicas, sociales y medioambientales para satisfacer las necesidades de los visitantes, de la industria, del entorno y de las comunidades anfitrionas”. Por lo tanto, las personas que eligen esta alternativa para realizar sus viajes apuestan por un turismo que ejerza el menor impacto posible sobre el medio ambiente y la cultura local, porque evidentemente, es imposible no dejar algún tipo de huella.

¿Eres de los que apuesta por un turismo sostenible?

Ecología y viajes de la mano

Bajo este principio se plantea el ecoturismo, una modalidad sobre la que podréis encontrar mucha más información en Ecoviajeros, una web en la que se recoge el programa del Instituto Jane Goodall España (IJGE), cuyo objetivo es fomentar el ecoturismo responsable para la conservación y la sostenibilidad de comunidades locales. Entre la variedad de alternativas que plantea esta web ofrece rutas propuestas por agencias locales asociadas para conocer países como Chad, Camerún o República Centro-Africana; así como una guía de alojamientos rurales ecológicos.

Otra opción en este sentido es la que plantea Ecoturismo Kuyimá, una sociedad de producción rural que se dedica a desarrollar actividades ecoturísticas en la Reserva de la Biosfera El Vizcaíno, al norte de Baja California Sur (México). Su principal actividad en el terreno turístico se centra en organizar excursiones para avistar a la ballena gris y para visitar cuevas con pinturas rupestres que existen en la zona.

Viajes de aventura, riesgo e inmsersión cultural

Pero los que busquen riesgos mayores tienen alternativas más auténticas, si cabe. Agencias de viajes que se salen de lo más habitual, apuestan por el diseño de itinerarios alejados del turismo de masas, de las grandes cadenas hoteleras y de los transportes privados al llegar al destino. Es el caso de Horizontes Paralelos, una agencia creada por apasionados de los viajes en su extensión más amplia (de hecho, en cada una de las rutas se avisa del grado de dificultad de la misma). El objetivo es tratar de combinar la aventura y la inmersión en la cultura del país que se visita; algo que no se podría conseguir si no se utilizaran los hospedajes locales y no se viajara por la zona utilizando los mismos transportes públicos que sus habitantes. Ante todo se apuesta por  el cuidado del entorno medioambiental, cultural y social del lugar que se visita. El respeto al estilo de vida de sus habitantes es esencial. De hecho, los responsables de esta agencia han elaborado un decálogo de consejos entre los que destacan: evitar las compras de artesanía elaborada con animales, sobre todo si se trata de especies en peligro de extinción como corales o marfil, tortugas, fósiles, plumas o pieles de reptiles; tratar de consumir en negocios regentados por familias de la zona, o volver a casa con las baterías y pilas gastadas para reciclar. La mayoría son consejos que todos podemos realizar, nos embarquemos o no en un viaje de aventura responsable.

Dentro también de lo que es el turismo responsable, habría que hablar de los  viajes solidarios, cuyo foco se pone más en la cooperación con los pueblos en los que distintas organizaciones desarrollan sus proyectos. Aunque pueden tener su punto de aventura, ya que la mayoría de ellos se realizan en países en vías de desarrollo, en estos casos se trata de trabajar poniendo en marcha proyectos o reforzando los ya existentes.

Es cierto que el turismo de masas puso los viajes al alcance de todos, de eso hace ya muchos años. Pero también es verdad que la huella que dejamos en estos viajes se hace cada vez más evidente en todos esos grandes desplazamientos. Sería inaceptable abogar por terminar con algo tan enriquecedor como viajar y conocer culturas y lugares diferentes, pero a veces el turismo de masas apenas permite esta interactuación enriquecedora y respetuosa con los entornos que se visitan y sus gentes. En nuestras manos está el que esa huella que dejamos en nuestros viajes sea lo menos dañina posible para el medio ambiente y lo más enriquecedora posible para nosotros y las culturas que visitemos.

No hay comentarios

Qué opina la gente

Escribe un comentario

Opina!