Ecolocal

Downshifting: ¿Se puede vivir mejor con menos?

Artículos 🕔Junio 25, 2017 Sin comentarios

Vivir más y trabajar menos es el sueño de la mayoría pero solo unos pocos consiguen hacerlo realidad. El downshifting es el movimiento que fomenta esta filosofía de vida que no supone una novedad porque ya el filósofo griego Epicteto decía que: “La vida feliz será imposible mientras no simplifiquemos nuestros hábitos y no moderemos nuestros deseos”.

El downshifting o reducción de la marcha, plantea reducir el estrés y consumo para dedicar más tiempo a la vida personal pero no es una consecuencia de la crisis económica como podría parecer por su filosofía de vida. Su origen se sitúa en los años ochenta en pleno boom de los yuppies, cuando un grupo optó por cambiar su forma de vida ya que dedicaban mucho tiempo al trabajo, ganaban mucho dinero pero no tenían tiempo para disfrutarlo. La solución era sencilla, renunciar a los sueldos elevados a cambio de disponer de más tiempo libre.

Downshifting: ¿Se puede vivir mejor con menos?

Este cambio en la forma de entender el trabajo lleva implícito una nueva manera de consumir en la que prima la sencillez. No se trata tanto de tener el último gadget tecnológico sino de disfrutar de las cosas. Se opta por reducir el nivel de vida para conseguir incrementar la calidad. Básicamente se trata de encontrar un equilibrio entre el trabajo y el placer, evitando el estrés que provoca el materialismo excesivo que caracteriza a la sociedad actual.

Como en cualquier filosofía de vida, hay un libro que ha definido el downshifting, “Vivir más, trabajar menos”, de John J. Drake. Una guía práctica que explica cómo abandonar un trabajo estresante y optar por soluciones que concilien la vida profesional y familiar, como puede ser la jornada flexible, el trabajo a tiempo parcial, el teletrabajo o un cambio de profesión. Drake puso en práctica esta idea abandonando su trabajo de ejecutivo para buscar una vida más sencilla y recuperar la felicidad perdida. Para conseguirlo propone trabajar solo para cubrir las necesidades reales y dedicar más tiempo a cuidar la salud, la alimentación, el descanso físico y las relaciones y poder realizar actividades más satisfactorias que nos satisfagan más.

Cómo empezar a practicar downshifting

El método más radical para iniciarse en este movimiento es cambiar de trabajo. Todos conocemos la historia de alguien que un día abandonó un buen puesto de trabajo para iniciar una nueva vida. En ocasiones, se trata de recuperar una afición que dejó abandonada y en la que ahora encuentra la satisfacción que no tenía en su trabajo. O sencillamente han decidido coger la mochila y viajar por el mundo.

Downshifting: ¿Se puede vivir mejor con menos?

Tampoco hay que ser tan radicales en el cambio, a veces solo necesitamos reacondicionar los horarios, optar por reducir la jornada laboral es una opción o incluso trabajar desde casa. La motivación en cualquier caso es que es preferible ganar menos dinero pero disponer de más tiempo para disfrutar. En el fondo supone un cambio en el consumo porque cambian las prioridades, no se valora tener lo último en tecnología a un precio elevado cuando dentro de poco, cuando sea sustituido por otro modelo, se puede comprar mucho más barato. El consumo consciente es también fundamental en esta filosofía de vida porque para vivir con menos hay que saber consumir y ahorrar.

Los 101 mandamientos del downshifting recogen los pasos que debe dar un downshifter. Aquí resumimos diez claves en la forma de consumir:

  • Cancelar todas las tarjetas de crédito menos una, reservada para las emergencias.
  • Tener una sola cuenta bancaria.
  • Pagar siempre en efectivo.
  • DIY, hacer uno mismo las reparaciones del hogar.
  • Renunciar al coche o comprar uno de segunda mano.
  • Usar el transporte público o compartir el vehículo.
  • Trabajar 30 horas o cuatro días por semana.
  • Salir de compras sólo cuando sea necesario, y comparar precios.
  • Comprar ropa y muebles de segunda mano.
  • Llevar al día una libreta de gastos.
  • Renunciar a gastos superfluos.

No hay comentarios

Qué opina la gente

Escribe un comentario

Opina!